28 jun. 2015

Desayuno en Angón

Hacía tiempo que no disfrutaba de un desayuno tan agradable, ni recuerdo hotel "con encanto" que se pueda equiparar… soledad escogida, la mejor de esas soledades que te despojan de toda obligación que te hacen libre por dentro y expectante por fuera, sensaciones de una mañana de este incipiente verano. Escoger el sitio, el más bello, el mejor refugio para encontrarse con la vida que bulle ajena a todo lo humano, desperezarse y alejarse rápido del seguro cobijo, antes de que los primeros rayos de sol incidan en el valle, hondonada verdísima, entre las altas y vertiginosas paredes del Urriellu. El Mirador de Ordiales allá arriba, el Dobra a sus pies, el valle mágico para uno solo y los tupidos bosques resbalando por la ladera contraria. Hay que bajar al valle, deslizarse por una empinada cuesta en zigzag y pararse en las primeras curvas para poder contemplar tanta grandeza. ¿Qué mayor felicidad se podría desear?.  Ahí abajo está Angón para ti solo, solamente encontrarás a algún motorizado pastor que ya viene de regreso de ver al ganado que está de vacaciones en las altas majadas. ¿Onde irá esa muyer a estes hores por estos caminos? gente rara siempre habrá… ¿qué buscará por estos vericuetos con esa cámara? ¡con lo bien que se está a la sombra en casina!... ¡seguro que non tien un par de “jiyos” que atender!... Todo ello lo dicen en un segundo, con una mirada y un saludo de no entender nada a no ser que te conozcan y entonces se paran, te hablan, te ofrecen agua, chorizos de la matanza o queso de los beyos que nunca falta… y de esa entrañable conversación aprenderás historias antiguas que no están en los libros. Piernas que caminan, ojos que ven, entusiasmo que no te abandona ¡regalo gratis de los mitos ancestrales!. Por fin llegarás al lugar escogido, al lado de una fuente helada y pura y te sentarás tranquilamente y sacarás tu deseado desayuno. Empezarán a llegar todo tipo de visitantes: paxarinos piadores y escandalosos, libélulas silenciosas, mariposas asustadizas… y te fijarás en la gran cantidad de flores y plantas que están ahí al lado, compartiendo espacio entre el mantel de musgo. Caricias de los primeros rayos de sol que tardan en poder conquistar la profundidad del valle: sol, agua pura y cien regalos para quienes en silencio vengan a visitarlos y se los lleven para siempre en imágenes que la retina te devolverá mil veces justo antes de que el sueño te lleve, envidioso de tanta belleza.


Valle de Angón, concejo de Amieva. Al fondo el Cantu Cabroneru (2000 m)

Fondo del valle con una cota en torno a los 670 m. Ricas praderías de siega con cabañas de pastores y "cortes" para el ganado.

El Valle de Angón se localiza entre la collada del mismo nombre y la central del Restañu. Terrenos pertenecientes al Parque Nacional de los Picos de Europa.

Alguno de los regalos...
Azucena silvestre (Lilium martagon)
Orquídeas de varias clases y colores...

La Orobanche que descubrí este año gracias a D. José...




Libélulas que me vinieron a preguntar por Pilar de Andan Volando... la echan de menos...
Más orquídeas imposibles, como la sofisticada Ophrys apifera

Una mariquita (Coccinellidae), desayunando una rosácea
La guapísima Podalirios, estaba a lo mismo... así que me dejó hacerle cuantas fotos quise. Carne de gallina... no se ve cuando uno lo desea.





La C-album os despide hasta la próxima...

8 comentarios:

  1. ¡Buen comienzo de verano!
    Saludos.

    ResponderEliminar
  2. Envidia de poder verlo y contarlo como tu solo sabes hacerlo.....Gracias

    ResponderEliminar
  3. Preciosa entrada Belén tanto por elk contenido inicial como por las imágenes espectaculares.Es un valle bellísimo ciertamente. Q disfrutes mucho.

    ResponderEliminar
  4. A la sombra de un urriellu sin naranxas fui dando tumbos desde la cama que a mesa puesta zampeme todo lo que había y me cabía. Ningún plaçer es comparable a tan grato almorço e seguramente a quien a vuesa compaña.
    [Con tanto lío, aún no he podido enviarte lo susosdicho. En ello ando]
    Unha longa aperta]

    ResponderEliminar
  5. Precioso lugar Belén, y magnífico post. Un abrazo desde Cantabria.

    ResponderEliminar
  6. Una entrada espectacular, como el sitio. Saludos Belén

    ResponderEliminar
  7. Bellísimo lugar, y que forma tan bonita tienes de contar tus experiencias. Excelente entrada Belén...... Como siempre.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  8. Gracias por vuestros comentarios y por vuestros blogs de los que aprendo constantemente. Para los que no lo conozcáis, Angón os esperará en cualquier época del año: belleza al máximo asegurada.

    ResponderEliminar

Escribe aquí tu comentario o tu opinión y te responderé encantada.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...